Es fácil decir “no contrato ninguna asistencia médica porque jamás me enfermo”. Sin embargo, los turistas experimentados saben que una consulta médica en EE.UU.puede rondar los US$ 400, y en Europa, entre 400 y 600 euros. El viaje es caro y vale la pen gastar unos cuantos pesos más para proteger la inversión.

Un plan de seguro de viajero cubre una amplia gama de riesgos a los que nos exponemos al viajar, tales como: consultas médicas, gastos farmacéuticos, accidentes, problemas odontológicos, incluso hasta la muerte y la repatriación sanitaria. Otras coberturas incluidas suelen ser: huelgas y demoras en el vuelo, extravío de equipajes, asistencia legal y fianza (en caso de quedar preso); cancelación de viaje, regreso anticipado y traslado de un familiar, por urgencias.

Es importante revisar estos puntos al momento de viajar:

1. Investigación de seguro que tenes: a veces las tarjetas de crédito o medicinas pre-pagas incluyen este seguro entre sus servicios, revisá la disponibilidad y si cubre al país o localidad donde vayas.

2. Si sos un viajero frecuente, siempre te conviene contratar coberturas anuales, que tienen mucho mejor precio y podes usarlas en cualquier momento sin avisar de tu partida.

3. Averiguá los centros médicos del lugar donde vas. Si bien junto a tu seguro de viajero recibirás un listado con números de teléfono para llamar en caso de asistencia, corroborá los centros de atención en la localidad donde irás por si no podés utilizar el teléfono.

4. Avisá a la aseguradora sobre las enfermedades, incapacidades o pre-existencias que tengan los viajeros. Esto permite una mejor atención e incluso sirve para que revises los alcances de coberturas que te ofrezcan.

5. El costo del seguro varía en función de la edad de los viajeros. Existen productos denominados “senior” que cubren necesidades específicas de la tercera edad. Siempre es necesario aclarar las edades de los pasajeros a la aseguradora.

6. Proporcioná a la aseguradora los números telefónicos, direcciones y nombres de hoteles donde estarás. Ante cualquier inconveniente, la asistencia tiene un punto donde ubicarte.

Recuerda que GO! te ofrece mucho más que un "seguro de viaje" ya que es una empresa dedicada a brindar asistencia al viajero internacional y no una compañía de seguros la cual te brinda coberturas contra reembolso.